Bayer Pharma AG

Resumen del contenido

Otros agentes recomendados para la prevención secundaria del síndrome coronario agudo (SCA) incluyen: betabloqueadores, inhibidores de la ECA, antagonistas de los receptores de la angiotensina, estatinas y antagonistas de la aldosterona. Asimismo, se recomienda a los pacientes que hayan experimentado un SCA, que incorporen cambios en su estilo de vida para reducir el riesgo cardiovascular global, como dejar de fumar, realizar una actividad física regular, adelgazar y hacer cambios en la dieta.

Terapia adyuvante

Otros agentes recomendados para la prevención secundaria incluyen:221, 222, 239

  • Betabloqueantes: : reducen la frecuencia cardíaca, la tensión arterial y la contractilidad, lo quedisminuye el consumo de oxígeno miocárdico221
  • Inhibidores de la ECA: reducen la remodelación ventricular y evitan un mayor deterioro del rendimientoventricular en pacientes con función sistólica del ventrículo izquierdo reducida después de un IM249, 250
  • Antagonistas de los receptores de la angiotensina: reducen también la remodelación ventricular251
  • Estatinas: los beneficios obtenidos al reducir los niveles de lipoproteínas de baja densidad conestatinas, incluyen la estabilización de la placa, la restauración de la función endotelial y los efectosantiinflamatorios249
  • Antagonistas de la aldosterona: bloquean la activación de los receptores de mineralocorticoides, activación que tiene efectos adversos en la enfermedad cardiovascular252

Además de las estrategias médicas, se aconseja a los pacientes que han experimentado un SCA, que incorporen cambios en su estilo de vida para reducir el riesgo cardiovascular global, incluyendo:221, 222, 239

  • Dejar de fumar
  • Actividad física regular
  • Reducción de peso en pacientes con un índice de masa corporal elevado y/o un gran perímetro de cintura
  • Reducción de la ingesta de sal y grasas saturadas
  • Aumento del consumo de frutas, verduras, cereales integrales, carne magra y pescado

No beber alcohol se ha identificado como un factor de riesgo de IM;253 en consecuencia, las directrices sugieren que no se desaconseje una ingesta moderada de alcohol.222


Artículos seleccionados